¿Soy de izquierdas o de derechas? ¡Soy emprendedor!

0


¿Soy de izquierdas o de derechas? ¡Soy emprendedor!En el debate político de las distintas opciones que tiene un ciudadano a la hora de ejercer su derecho a votar, uno se siente constantemente amenazado por los mensajes de los políticos que intentan llevar la intención del voto a un mero ejercicio de inclinarse por una opción de derechas o de izquierdas.

Los ciudadanos en general, y los que nos encontramos indignados de la clase política, no atendemos a este tipo de planteamientos y nos declaramos sencillamente personas que exigen una buena labor a los gobernantes, sean los que sean.

Y los emprendedores en concreto, queremos que nos dejen operar, lanzar nuestras ideas, implementar nuestros sueños y que no nos apliquen leyes y normas que nos impiden el desarrollo normal de nuestro proyecto. Menos impuestos y más facilidades para seguir emprendiendo.

No soy de izquierdas ni de derechas, soy emprendedor

NO queremos subvenciones, no queremos ayudas ni subsidios, solamente un marco jurídico para abrirnos camino y poder contribuir en lo personal y profesional a una vida y sociedad mejor.

Pero esto no lo entienden los políticos. No se dan por aludidos en las continuas manifestaciones de queja por parte de los ciudadanos.

Tampoco quieren escuchar realmente el mensaje de los ciudadanos cada vez que hay elecciones y ven como los votos nulos, las abstenciones y los que no van a votar son cada vez de mayores proporciones.

Los ciudadanos al final toman las decisiones que creen más beneficiosas para ellos. El desespero puede llevar a más de uno a la calle.

Lo peor es no hacer nada, la llamada autocomplacencia. Esperemos que no sea eso porque es el fin de nuestra sociedad como ente dinamizadora.

Necesitamos más proyectos, nuevas formas de hacer las cosas, más innovación y desde una postura de no hacer nada no llegaremos a ningún sitio.

Esperemos que los políticos sepan interpretar los movimientos de los ciudadanos. Solo les pedimos que hagan bien su trabajo y que se dediquen a gobernar BIEN.

Contaremos una historia de un emprendedor que lleva ocho meses esperando que le den permiso par abrir una residencia de estudiantes en Barcelona.

No le dejan porque le dicen los responsables municipales que ahora no toca, que lo que hay que hacer es temas relacionados con las nuevas industrias y telecomunicaciones (districto 22@).

¿Quién es quien para acabar de aplastar una idea emprendedora? Debería ser el propio mercado el que le dijera a este emprendedor que se ha equivocado, pero nunca un político.

Al final, tenemos el país que queremos tener. No hay excusa y unos prosperan y otros viven del turismo o mejor dicho, sobreviven.

También te puede interesar nuestro post sobre Cámara Cívica, una empresa de asesoría política a través de películas y series.


Comments are closed.