Ideas de negocio, consejos, inspiración para emprender y mucho más

Economistas y Abogados, montar una empresa de Cobro y haceros emprendedores

0


En la situación económica que nos encontramos, donde los pagos entre las empresas se demoran más y más hasta convertirse en un verdadero asedio la acción del cobro, se deviene una auténtica oportunidad para emprendedores el montar una empresa que se dedique justamente a facilitar la recuperación de cantidades económicas que prácticamente se dan por incobrables y perdidas. Y es que además el colectivo de economistas y abogados está siendo golpeado fuertemente por la crisis y la pérdida de puestos de trabajo además de la perdida de la capacidad salarial se está cebando especialmente en ellos. Por suerte para ellos se pueden hacer emprendedores.

Y es que la oportunidad de crear una empresa que se dedique a la recuperación de las cifras declaradas como morosidad es una auténtica oportunidad. Pongamos que el PIB en estos momentos sea de 1 billón de euros (un millón de millón). La cifra de morosidad de las empresas es actualmente del 3-4% con lo que las cifras a recuperar suponen nada menos que unos 30.000€-40.000€. Un auténtico motín que parte se pierde como si fuera agua que fluye por las cañerías directamente al océano de las pérdidas económicas del país.

El modelo de negocio es bastante sencillo a aplicar. Se trata de variabilizar la acción con resultados con lo que el emprendedor en cuestión solo cobrará si recupera parte del dinero reclamado. Pongamos un 50% de todo lo recuperado para el emprendedor y el resto para la empresa. De esta forma habrá multitud de clientes que estarían dispuestos a ceder la parte de la morosidad que supone un problema para la empresa por los recursos que supone ir tras ella.

Por el contrario, los emprendedores que empiezan con el negocio no tienen estructura. Pueden empezar desde casa o en el despacho de un amigo-primo, hasta disponer de los primeros clientes y flujos de entrada que permita crecer en dicha partida. Y la acción de reclamar los pagos se ha de judicializar, con demandas y pleitos continuos hasta conseguir el cobro. El único recurso necesario es el tiempo y paciencia, y entre el colectivo que mencionamos que se aviene a este proyecto es el que más tiene en estos momentos.

No hay empresa, especialmente las pymes, que no tengan un cliente que no les paga. Y el desgaste que supone ir detrás de estos cobros es en muchas ocasiones, devastador para la concentración empresarial que supone para la empresa, por eso mejor delegar dichas acciones reclamatorias en manos de expertos.

Lo dicho, montar una empresa de gestión de la morosidad. Una web y un primer cliente con éxito te bastarán para abrirte camino en tu ciudad con este proyecto.

Asimismo diseña tu vida personal de emprendedor con una verdadera conciliación que te permita crecer como profesional, como persona y disfrutar de la vida cada día que pasa, sin necesidad de tener que esperar a una jubilación cada vez más temida e incierta. Sé emprendedor.


Comments are closed.